E X T E N S A

27 Sep - 01 Nov 14

Artistas

Pedro Tyler


Después de un intenso trabajo en exhibiciones individuales y colectivas en el extranjero, Pedro Tyler presenta su último proyecto “Extensa” en la Galería isabel Aninat. Extensa, es un trabajo de investigación que se concentra en la relación entre filosofía y las posibilidades ilimitadas del genoma humano. La muestra arranca el 2 de octubre junto con Chaco y estará abierta a público hasta el martes 7 de noviembre.

Durante los últimos años, el artista chileno-uruguayo, Pedro Tyler, comenzó una intensa peregrinación por salas de exhibición, galerías y ferias en el extranjero. Realizó exhibiciones en; Texas, Nueva York, Colombia, Uruguay, Buenos Aires, Lima, Sao Paulo e incluso realizó una muestra individual en el Centro Cultural Recoleta el año pasado.

Extensa es el fruto y combinación de mi interés en la escultura como portadora de conocimiento y en la historia de la filosofía como un registro de las inquietudes y temores de los hombres. Historia íntimamente ligada con el desarrollo de la ciencia y la matemática.

Extensa tiene que ver con las distancias, con una idea de inmensidad, algo difícil de ser medido en su amplitud. Para hablar de esto utilizo la escultura que contradictoriamente es física y materialmente concreta en su ocupación del espacio.

A partir de algo finito como una cadena o rejas de cintas de medir me aproximo al concepto de lo infinito. Concepto presente en todo el sistema matemático complejo y cabe recordar, también incompleto, a partir del cual se levanta todo el conocimiento racional.

Hacer escultura es practicar la geometría, “medir la tierra”, dar forma a la materia organizando el espacio en el que nos movemos. ¿Cómo entonces hacer que un cuerpo inanimado transmita pensamiento y emoción? Según Descartes cuerpo y pensamiento son bien distintos. Sostiene que sólo hay 3 cosas: la cosa pensante (mis pensamientos, ideas e intuición), la cosa extensa (los cuerpos y el espacio medible) y la cosa infinita (Dios). Pero si todo cuerpo es infinito en su interior; ¿no estamos diciendo, como Spinoza, que Dios está en todo?